sábado, 5 de marzo de 2011

Un tiempo de amor...


 Inventemos un tiempo de amor...
en donde los segundos
marquen la pasión,
y los minutos la ternura
que emana del corazón...
Un tiempo de amor
donde el único lenguaje
que se exprese sea
el de la paz,
un tiempo de amor en el cual
los pájaros puedan cantar,
las almas puedan volar,
y la bondad, sea la reina
junto con la libertad...
Inventemos sobre nuestro caballete
reluciente, y con hermosos pinceles,
los trazos de amor que brillen
con todo su color,
en forma incandescente...
Un tiempo de amor urgente,
que se desprenda del espíritu
cubriéndolo todo con su
sosegada y necesaria calma...
Inventemos un tiempo de amar
que aún no está construido,
que aún no ha nacido,
un tiempo de amor exclusivo,
único, verdadero,
para impregnarnos de vida,
para realizar nuestros sueños,
para desbordarnos en fantasías,
para como nunca querernos...
Inventemos un tiempo de amor
que se multiplique en cada uno,
que nadie permanezca aislado,
para que sea un tiempo
insólito, sublime, apasionado,
en donde la creación sea
una prolongación del amor...

Autoría: Raquel Norma Smerkin Roitman

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada